Podcast Temporada 2 Episodio 2

Las garantías, como elemento clave para superación de las crisis, en el foco del Foro Iberoamericano de REGAR

Raúl J. Buitrago y Pablo Pombo radiografían la situación económica y la importancia del reafianzamiento para salvar el contexto de incertidumbres

El segundo tomo de la segunda temporada del podcast de Iberaval llega con dos pesos pesados de las garantías en Iberoamérica, y también como anticipo del próximo Foro Iberoamericano -el 25- que organiza en El Salvador la Red REGAR, que componen casi una veintena de países y busca el impulso de la financiación empresarial a éste y el otro lado del Atlántico.

El primer entrevistado, Raúl Buitrago, un brillante economista colombiano, ha ejercido durante más de dos décadas cargos de relevancia en entidades de su país y ha sido, hasta hace unos meses, presidente de REGAR. Fue también presidente del Fondo Nacional de Garantías de Colombia, en el momento más complicado de la pandemia, y lideró el empuje de esta entidad para respaldar a las pequeñas y medianas empresas de su tierra.

Sobre REGAR, Buitrago apunta que «tenemos organizaciones que, pese a tener un producto relativamente simétrico, tienen visiones y aproximaciones distintas y el foro de la región americana de garantías funde, como un escenario, al intercambiar buenas prácticas y también lo que no funcionó». La diversidad, a su juicio, es un valor añadido, para la organización.

Por otra parte, alude a la cooperación con organismos internacionales, como el Banco Mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo o el BEI y a la búsqueda de mejores prácticas en la administración de riesgos por parte de las entidades asociadas.

La financiación ha sido clave durante el COVID-19

COVID-19

A su juicio, uno de los éxitos de la gestión llevada a cabo por las instituciones públicas, junto con los bancos de garantía, se situó en que, esta vez, «el sistema financiero fue parte de la solución, no parte del problema». Al respecto, indica que el COVID-19 permitió poner a las claras que «el segundo activo más importante de una empresa, tras su gente, es la caja».

En palabras de Buitrago, una de las aportaciones que hizo la pandemia, severa en lo social, fue que «hubo un cambio de mentalidad hacia la gerencia ágil de las organizaciones».

De cara al futuro, Raúl Buitrago, quien alude en la entrevista a la ecuación cuantitativa del dinero, afirma que «las instituciones de garantías van a jugar un papel clave».

Asimismo, alerta de que «la situación de endeudamiento de las empresas no es la misma del 2019, es muchísimo más alta». Por este motivo, confía en que los fondos de garantías cumplan «ese rol anticíclico para poder mantener nuevamente ese activo de las compañías, que es tener la caja a flote».

Por último, Buitrago también reflexiona sobre dos conceptos especialmente presentes en los últimos meses, que son la sostenibilidad y la digitalización. «A través de los instrumentos de financiación se pueden incentivar las actividades, bien sean sostenibles o de reconversión tecnológica para ser más amigables con el ambiente o los segmentos poblacionales, como el caso de género, con el propósito de poder hacer más sostenible nuestras economías», afirma.

Historia viva de las garantías

El segundo invitado de este Compromiso Iberaval es Pablo Pombo. El cofundador de REGAR y AECM, y quien fuera presidente de la Confederación Española de Sociedades de Garantía (SGR-CESGAR), explica desde su enorme bagaje en el ámbito de las garantías, qué cabe esperar del próximo foro de El Salvador.

César Pontvianne, durante su intervención en el Foro

Pombo se muestra ilusionado con el regreso a la presencialidad del Foro, que él ayudó a poner en marcha, a finales de los años 90, cuando se decidió impulsar este tipo de encuentros anuales, en sendas reuniones, celebradas en Valladolid y Burgos.

Según explica, el Foro llega en un momento relevante, en el que «hay incertidumbres tremendamente altas, y predecir o hacer vaticinios no es fácil». Sin embargo, considera que «hay una necesidad imperiosa de solventar las situaciones, de que los gobiernos y estado reacciones, y lo están haciendo».

«Es difícil hacer un pronóstico, pero la realidad es que ahora mismo las instituciones están sirviendo para, de alguna forma, aportar soluciones y por otro lado dotar de resiliencia a las empresas y a la sociedad», afirma.

Premios Pablo Pombo

Pombo da nombre a los Premios anuales de REGAR, dada su contribución al funcionamiento de la Red a lo largo de más de un cuarto de siglo. Sobre ellos, afirma que «significa que hay muchas personas que, de alguna forma, han entendido que detrás de esto ha habido una trayectoria profesional, una dedicación honesta, con generosidad de transmitir y divulgar conocimiento, y, sobre todo, uno siente mucho agradecimiento».

Sobre el futuro, Pombo coincide también con Buitrago en que los grandes retos se ciñen sobre la digitalización y la sostenibilidad.