José Rolando Álvarez da cuenta de los resultados de Iberaval

Iberaval se convierte en la primera sociedad de garantía de España en formalización de préstamos durante 2018

La actividad de la sociedad de garantía crece por sexto año consecutivo, un 17% en el último ejercicio

La SGR, que ya acumula 27.300 socios, brindó su apoyo a 4.200 proyectos con casi 298 millones de euros

 

Iberaval formalizó 4.200 avales por un total de casi 298 millones de euros durante 2018, lo que la situó como la primera sociedad de garantía en España. La entidad registró un crecimiento en el importe facilitado a pymes, autónomos y emprendedores superior al 17 por ciento con respecto al ejercicio anterior, por encima de la media del sector de las garantías, que facilitó 1.292 millones en total.

El presidente de Iberaval, José Rolando Álvarez, ha destacado esta mañana en Burgos, en una rueda de prensa previa a la Junta General de Socios donde se han formulado las cuentas de Iberaval correspondientes a 2018, que la sociedad de garantía con origen en Castilla y León creció por sexto año consecutivo, y que ya contribuye con su financiación al respaldo de más de 141.000 puestos de trabajo, un 96 por ciento de los cuales tienen carácter fijo.

En total, Iberaval concedió 4.219 avales a lo largo del pasado año. De ellos, 2.319 fueron financieros –ante entidades financieras- por un valor de casi 248 millones de euros, y otros 1.900 técnicos –ante las administraciones, fundamentalmente-, por 40 millones de euros.

Crecimiento del riesgo vivo

Con respecto al volumen histórico de actividad acumulado, la sociedad de garantía cerró 2018 con un riesgo vivo, que es el importe prestado a pymes pendiente de devolución, de 761 millones de euros, con un avance del 13 por ciento.

José Rolando Álvarez, durante la rueda de prensa

La SGR con origen en Castilla y León es la segunda que mayor riesgo vivo acumula en España, a partir de más de 14.000 avales en vigor. En este ámbito, Iberaval también gana terreno, dado que ya representa la sexta parte (18,3) del total del Sistema Nacional de Garantías (4.150 millones).

Todo ello, en un contexto en el que la solvencia de la entidad sigue muy por encima de los requisitos que plantea el Banco de España, concretamente en el 14,1 por ciento, seis puntos más que la pauta que marca el regulador. La tasa de morosidad, mientras tanto, se situó en el 3,8 por ciento.

Hasta la fecha, Iberaval ha financiado 183.000 operaciones por más de 4.700 millones de euros.

Uno de cada cinco socios

En lo referido al número de socios, la SGR cerró 2018 con más de 27.300 asociados (pymes, autónomos y emprendedores) -entre los que se encuentran 128 socios institucionales-, tras incorporarse otros 1.340. De esta forma, Iberaval es también líder indiscutible en ese ranking, con más del 20 por ciento del total de asociados en España, y muy por delante del resto de sociedades de garantía.

Con respecto al destino de las operaciones, el mayor volumen financiado se dirigió, durante 2018, a afrontar necesidades de circulante, con el 54,6 por ciento, frente al 45,4 por ciento de las referidas a inversión.

Asimismo, durante el año pasado, decreció el peso de las micropymes en la actividad de Iberaval, aunque éstas supusieron el 63 por ciento del total de operaciones formalizadas, frente al 37 por ciento que protagonizó la pequeña y la mediana empresa.

Operación media: 107.000 euros a seis años

El importe medio de los préstamos y créditos avalados por Iberaval volvió a situarse en el entorno de los 107.000 euros, y el plazo medio de devolución permaneció, igualmente, próximo a los seis años.

Álvarez detalla los datos de Iberaval

En cuanto a los sectores, el de los servicios ganó terreno, ya que supuso el 31,7 por ciento en la actividad de Iberaval, muy por delante del comercio, que alcanzó el 18,5 por ciento. Estos dos ámbitos productivos representan ya más de la mitad de toda la acción financiadora de Iberaval.

A continuación, se situaron Construcción e Industria, con el 17,7 y el 16,4 por ciento respectivamente.

Programas públicos de apoyo y bonificación de préstamos

Durante 2018, Iberaval reforzó su colaboración con el Instituto para la Competitividad Empresarial de Castilla y León (ICE) de cara a la financiación de proyectos viables.

Esa institución aportó 4 millones de euros al programa estrella ADE Financia, cuyos 20 años de aplicación ha celebrado Iberaval recientemente, en un acto que contó con la presencia de la consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo.

A partir de ADE Financia, durante el pasado año se bonificaron 672 iniciativas empresariales, y esa aportación económica de la Junta de Castilla y León, que se destinan íntegramente a bonificar tipos de interés y costes financieros, sirvió para que se formalizaron 87,7 millones de euros.

Por otra parte, el programa ADE Empleo, de fomento del emprendimiento vinculado a la creación de Empleo, que ha aportado 5,5 millones de euros en sus más de dos años de aplicación, para favorecer 1.850 nuevos puestos de trabajo y mantener otros 14.000 tuvo una incidencia notable en la actividad de Iberaval.

Instrumentos financieros

En otro orden de cosas, 2018 fue el primer año completo de aplicación de dos instrumentos financieros, cofinanciados por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), por valor de 80 millones de euros, para el respaldo al crecimiento empresarial y a la investigación y el desarrollo. A partir de ellos se prevé formalizar avales por un montante global de 451 millones de euros hasta el año 2022.

La colaboración público-privada es uno de los puntos fuertes de la actividad que desarrolla Iberaval, que también cuenta con el reaval de la Compañía Española de Reafianzamiento (CERSA) y con el respaldo de la Agencia de Desarrollo Económico de La Rioja (ADER).

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies