Aromas, sabores, texturas… y negocio. Sí, negocio. Hablamos sobre el maridaje perfecto: gastronomía, cultura y empresa. Y lo hacemos con uno de los Casos de Éxito apoyados por Iberaval. Se trata de GastroLAVA.

La hostelería es un negocio muy relevante en España. Hoy en día existen más de 350.00 empresas dedicadas a la hostelería y la restauración en nuestro país, lo que convierte a este sector en uno de los principales generadores de empleo. Nada menos que 1,54 millones de trabajadores están empleados en la hostelería, de los cuales, según datos del Instituto Nacional de Estadística -INE- 1,19 millones lo hacen en servicios de comidas y bebidas. Es decir, bares y restaurantes.

A la vista de estos datos, dedicarse a la restauración puede resultar una inversión muy rentable (pero que exige muchos sacrificios) teniendo en cuenta siempre unas reglas básicas: elegir el lugar adecuado, tener unos conocimientos razonables, cierta formación en la gestión de este tipo de negocios, ofrecer un trato exquisito al cliente y diferenciarse de la competencia.

Conjugando bien esos ingredientes nacen las ideas. «El proyecto surgió una noche de verano, cuando tras la finalización de un show, en la sala Concha Velasco del Laboratorio de las Artes de Valladolid -LAVA-, vimos las instalaciones de su espacio destinado a prestar servicio de hostelería», relata una de las socias de GastroLAVA, Eliecer Pérez. Y añade que, «en ese momento, supimos que habíamos encontrado el lugar idóneo para poner en marcha el proyecto que desde hacía tiempo rondaba en nuestras cabezas. Nuestro reto, vincular una de nuestras pasiones, como es disfrutar de la gastronomía, a nuestra trayectoria profesional estaba cada vez más cerca de hacerse realidad. Y el sitio, sólo podía ser éste, en las instalaciones del LAVA. No sólo se trataba de un proyecto más de hostelería, importaba mucho el entorno, las instalaciones, la actividad cultural, las personas…»

La pretensión de los responsables de GastroLAVA era crear un punto de encuentro gastronómico para el numeroso público que acude a los espectáculos culturales que ofrece el Laboratorio de las Artes y las Ciencias de Valladolid. Pero han logrado ir más allá. Pese a no ser un punto neurálgico en la capital vallisoletana, muchos aficionados a la buena mesa acuden a diario a sus instalaciones. Su secreto: el entorno, la decoración, la amabilidad y profesionalidad de sus cinco empleados y, lo más importante, su «cocina española evolucionada con guiño a otras culturas» apunta Eliecer.

Iberaval confió en el proyecto desde el primer momento y avaló la idea facilitando la financiación necesaria para su puesta en marcha. «Sin este apoyo, el proyecto no hubiera sido posible» admite Eliecer Pérez, «las condiciones eran muy buenas, sobre todo, por el periodo de carencia (plazos de devolución)» concluye.

Hoy, GastroLAVA es una realidad. Su éxito es incontestable. Cerca de 3.000 clientes mensuales y enormes dificultades para reservar una mesa así lo atestiguan.

Su éxito es también nuestro orgullo. Es nuestra razón de ser: si eres de los que creen en su proyecto, en Iberaval creemos en ti.

 

Laboratorio de las Artes de Valladolid – LAVA

Paseo de Zorrilla, 101, 47007 Valladolid

Teléfono reservas: 983 024 333

www.gastrolava.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Aviso Legal / política de cookies

ACEPTAR