REALIDAD VIRTUAL

La banca por fin abre el grifo al crédito dirigido a las pymes. Es una afirmación contundente, pero…  ¿es una realidad palpable?

Según las previsiones del Banco de España, en 2015, la financiación a las pequeñas y medianas empresas subirá un 4,1%, alcanzando los 306.000 millones de euros. Son buenas noticias, no cabe duda, pero hay que ponerlas en su contexto.

Son datos positivos si los ponemos frente a frente con la “modesta” cifra que alcanzó el crédito en 2014: 294.000 millones, pero resultan números desoladores si la comparación – ya dice el proverbio que las comparaciones son odiosas – la realizamos con el saldo crediticio de 2008 -en los orígenes de la crisis- que superaba los 790.000 millones de euros.

Las diferencias son notorias, pero tenemos la obligación de ser optimistas y mirar al futuro de frente. A día de hoy, tenemos claro que vivimos en un periodo de franca recuperación. Pero los indicadores macroeconómicos, a menudo, tienen una proyección que no se palpa de manera similar en toda la sociedad.

Muchas pequeñas y medianas empresas, demasiadas, no han notado ese fluir del crédito en buenas condiciones, en un país tan bancarizado como el nuestro.Sufren por ello, día tras día, esa  falta de liquidez que les pueda permitir mantener o desarrollar su negocio.

Ante esta tesitura, debemos reivindicar las fórmulas de financiación alternativa. Existen opciones. El Sistema de Garantía se presenta como un instrumento idóneo para reducir el coste de acceso al crédito de las pymes, ampliar plazos y reducir al mínimo el riesgo a los financiadores.

Iberaval es, sin lugar a dudas, una de esas opciones y soluciones eficaces. En 2014 -último ejercicio cerrado-  ha sido la Sociedad de Garantía española que más préstamos ha formalizado, con un total de 3.288 operaciones. Sólo el pasado año, Iberaval facilitó 108 millones de euros en avales financieros a pymes autónomos y emprendedores cuyos réditos sostuvieron decenas de miles de puestos de trabajo en nuestro país.

Hablamos de realidad:el acceso a la financiación es clave para las pymes, y la financiación no bancaria, particularmente la que emana de las sociedades de garantía, se ha configurado como una de las alternativas más eficaces y reales.

www.iberaval.es

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Aviso Legal / política de cookies

ACEPTAR